Para elaborar nuestros ungüentos y cosméticos naturales utilizamos ingredientes naturales, casi siempre vegetales.  Utilizamos aceites vegetales (de oliva, almendras, sésamo, aguacate, germen de trigo, albaricoque), cera virgen de abeja, arcilla blanca de excepcional calidad (Vogel), preparaciones a partir de plantas y flores, oleomacerados, …,  aceites esenciales que, además de aportar cualidades para el cuidado de la piel, incluyen su gran capacidad antiséptica.  Respecto a la conservación de nuestros productos, hemos optado por envases de tamaño pequeño para asegurar una utilización rápida y evitar un uso importe de productos para la conservación.  No utilizamos conservantes químicos, sí conservantes autorizados para cosmética natural, pero en la cantidad necesaria para conservar en corta duración.  Nuestra piel no necesita conservantes, y los minimizamos.

En el caso de cosmética facial, corporal, dental e hidrolatos, una vez abiertos los envases, lo ideal es utilizarlos en 1 mes y en un uso continuado.  Si hay que guardar el envase, sin abrir, mejor hacerlo en nevera.  Y mejor no guardar ningún producto facial, corporal, dental o hidrolatos más de 3 meses.

En el caso de los unguentos, el periodo de caducidad es de 6 meses y no hay problema en abrirlos y mantenerlos en uso durante este plazo.

Tenemos 3 categorías de productos:

En ciertos casos se requieren fórmulas para necesidades concretas, por eso también elaboramos cosmética a medida.